Ruinas del castillo Széchenyi-Wenckheim en Békéscsaba, Hungría


Las ruinas del castillo Széchenyi-Wenckheim en Békéscsaba fueron, durante una breve época de la historia, protagonistas del pasado aristocrático y la evolución arquitectónica de Hungría. Y es que esta mansión fue construida como hogar de una rica familia húngara.

Por desgracia los problemas comenzaron pronto y el castillo fue abandonado y olvidado... Hasta que llegó Netflix para grabar entre sus ruinas una escena del séptimo capítulo de Shadow and Bone (Sombra y Hueso).

castillo Szechenyi Wenckheim
Ruinas del castillo Széchenyi-Wenckheim en Békéscsaba, Hungría.

Este castillo neobarroco es también conocido como castillo de Póstelek, el nombre de la zona en la que se encuentra. Vamos a ver su historia y por qué fue abandonado.

Índice
  1. Historia del castillo Széchenyi-Wenckheim
    1. Castillo saqueado y sitio de maniobras
  2. El castillo Széchenyi-Wenckheim en Shadow and Bone, de Netflix
  3. Información práctica
    1. Cómo llegar al castillo Széchenyi-Wenckheim

Historia del castillo Széchenyi-Wenckheim

Los orígenes del castillo Széchenyi-Wenckheim se remontan a comienzos del siglo XX, una época marcada por el florecimiento de la nobleza húngara y sus propiedades.

Széchenyi-Wenckheim fue construido entre 1906 y 1909 para servir como la gran residencia de una pareja recién casados: el conde Antal Széchényi y Krisztina Wenckheim. El nombre del castillo se compuso de los apellidos de ambos.

El matrimonio vivió a todo lujo en el castillo durante los primeros días. Y decimos durante los primeros días porque lamentablemente el conde perdió la vida muy pronto y apenas pudo disfrutar de su hogar.

Un tiempo después la familia Széchenyi-Wenckheim, liderada por Krisztina, tuvo que emigrar en plena Segunda Guerra Mundial por las amenazas contra su castillo. Y no fue una mala decisión, ya que una bomba cayó en las proximidades del castillo y el cráter todavía puede verse a día de hoy.

ruinas castillo
Vista aérea de las ruinas del castillo Széchenyi-Wenckheim.

Castillo saqueado y sitio de maniobras

Una vez la familia Széchenyi-Wenckheim abandonó Hungría, el castillo fue inmediatamente saqueado por los vecinos. Todo el mundo sabía que allí dentro había un lujo inusual para la época, por lo que aquel fue el momento ideal para asaltar el edificio y hacerse con todo lo que tuviese valor. Adicionalmente en el año 1945 se demolieron algunas partes del castillo.

Con la familia propietaria fuera y habiendo sido totalmente saqueado, el castillo fue tomado por los aliados en tiempos de guerra. Más tarde, en 1980, fue el lugar elegido para maniobras de defensa civil.

Posteriormente el castillo Széchenyi-Wenckheim fue totalmente abandonado y la naturaleza comenzó a tomar protagonismo, engullendo todas sus estructuras y echando abajo gran parte de las paredes y tejados.

El castillo Széchenyi-Wenckheim en Shadow and Bone, de Netflix

Quizás te suene este castillo y es que Netflix se fijó en él para un capítulo de la serie Shadow and Bone (Sombra y Hueso).

castillo shadow bone
Frente a la puerta del castillo en ruinas se grabó la escena del séptimo capítulo de Shadow and Bone.

Concretamente aparece en el capítulo 7. Y aunque a día de hoy se puede visitar su parque y jardines, lo que no vamos a encontrar son las estatuas de gárgolas que se podían ver durante el capítulo, flanqueando las ruinas del castillo. Estas gárgolas eran únicamente parte del atrezo y no pertenecían al castillo original.

Puedes ver la escena de Shadow and Bone en la que aparece el castillo haciendo click aquí (se abre video de Youtube).

Información práctica

Actualmente el castillo Széchenyi-Wenckheim está en ruinas y no es más que una sombra de su antiguo esplendor.

El acceso a las ruinas del castillo está prohibido debido a la peligrosidad, ya que la estructura que aún queda en pie podría derrumbarse. Un tiempo atrás el paso se prohibía únicamente con carteles que avisaban de ellos, sin embargo desde que apareció en Shadow and Bone se tuvo que vallar temporalmente por la gran afluencia de curiosos.

Aún así hay quienes siguen accediendo a las ruinas del castillo bajo su entera responsabilidad y arriesgándose a una multa de las autoridades húngaras.

Las ruinas del castillo pueden observarse perfectamente desde el exterior.

parque castillo Szechenyi Wenckheim
Las ruinas del castillo Szechenyi Wenckheim se encuentran en un bonito parque verde con un lago. El parque del castillo está abierto al público de forma gratuita las 24 horas del día.

El parque del castillo Széchenyi-Wenckheim sí que es accesible al público y es un muy buen lugar para relajarse en un entorno natural. También cuenta con un pequeño lago y podrías encontrarte algunos ciervos, pero no te preocupes porque son inofensivos.

Precio de entrada al parque del castillo Szechenyi Wenckheim: gratis.
Horario del parque del castillo: todos los días a todas horas. Aunque se recomienda acudir con la luz del día.

Cómo llegar al castillo Széchenyi-Wenckheim

La mejor forma de llegar hasta el castillo Széchenyi-Wenckheim es hacerlo desde la ciudad húngara de Békéscsaba, donde se toma un bus con dirección a Gyula (bajando en la parada 6), que está a uno 8 kilómetros de distancia. Esta parada se sitúa en una rotonda con una gasolinera, un restaurante y un puente.

Desde donde se baja del autobús hay que cruzar la calle en dirección al restaurante y tomar un camino que hay por detrás. Este camino conectará con "Pósteleki utca", que lleva directamente al parque del castillo en ruinas. El camino desde la parada del autobús hasta el castillo toma alrededor de 30 minutos andando, pero no hay cuestas, es llano.

Ubicación de las ruinas del castillo Széchenyi-Wenckheim: Békéscsaba, Gerla, 5623 Hungría.
Coordenadas exactas: 46.68793, 21.19682

En los mapas en línea, el castillo puede ser encontrado buscando por "Kastélypark Postelek Békéscsaba".


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir